DIARIO DE UN FLIPATLETA. LOS SUEÑOS, SUEÑOS SON.

Salgo del agua bastante entero. Como pa no. Si ya empiezo mal con lo que me queda por delante vamos buenos. Me lo tomo con tranquilidad, quiero clavar la media a 30 pero nunca he hecho tanta distancia en la cabra. Los kilómetros acumulados durante el año incluidas algunas salidas largas tienen que dar sus frutos. La pechada de la Quebrantahuesos no es lo mismo pero todo ayuda. Se suceden los km. Visto y no visto. Llego a la T2 en las traseras del Banco de España (qué raro, no iba a ser en la Plaza de los Fueros porque aquí había obras?. Da igual. Yo a lo mío) y me cambio para afrontar la última parte, la que en teoría mejor se me da. Voy a ritmo, ni sé a cuanto. Ni me importa. La Plaza llena de gente, Florida a tope, Prado, Estadio….que rápido voy, esto es un sueño. Las 4 vueltas se pasan volando. Voy a conseguirlo, los Maldanhooligans animando como locos. Mi family. Más amigos. Piel de gallina. Lo voy a conseguir. Mi abrazobeso me espera al otro lado de la línea. Por lo que tanto he luchado, me emociono, alguna lagrimilla, allí está ella, brazos arriba y……..

…..dolor intenso, que leches pasa? Me incorporo de la cama. No puede ser. Las 4 de la mañana. Que pesadilla. Qué estoy haciendo mal? Llevo 2 semanas parado y este dolor de cervicales no remite. Agudo, intenso, como nunca había sentido. Se me cae el mundo encima. Todo el año currando como un cab… y se acercan las semanas importantes sin poder entrenar. Con lo bien que estaba. Y lo peor de todo es que no sé qué más puedo hacer. Sí, ya sé que el cuerpo avisa, que hay que escucharle, que hay muchas carreras y cuerpo sólo 1, que tenga paciencia….pero…No puedo aguantar la rabia. Impotencia. Y me derrumbo. Lágrimas. Pero ella está a mi lado, la del abrazobeso y sólo me dice una cosa. “Tranquilo. Tú ya sabes lo que es importante y lo que no”.

Amen. Por suerte o por desgracia lo sé. Pasado.

Y las lesiones también forman parte de la vida de un flipatletayamuchahonra. Hay que parar, pues hay que parar. Dicen que se aprende de la derrota más que de la victoria. Pues ya sabes lo que toca, no repetir errores de este año. Que los has hecho. Y lo sabes.

El equipo gana un hooligan en Vitoria. La vuvuzela echará humo. Seguro que me emociono al verte pasar deseando estar ahí. Puta envidia, porque de la sana no existe, que no te engañen. Mucho ánimo a todos.

A devolver dorsales o a regalarlos. Adiós Zarauz. Mejorar la experiencia del año pasado sería imposible. Para siempre en mi recuerdo mis hermanos en Txurruka al final del pasillo de gente animando como locos. Eso sí que fue un sueño. De los de verdad.

Adiós Quebranta. Rober, Oskar y Ruben lo han disfrutado como si yo estuviera allí. Me vale.

Y sobre todo adiós a mi abrazobeso en el full de trivitoria. Esperame. Volveré.

Me gusta(17)No me gusta(0)

Comentarios cerrados.